Denuncia que las autoridades no persiguen a quienes roban celulares

La Asociacion de Dueños de Tiendas de Celulares (Aduticel) denunció que las autoridades han dejado a su suerte a quienes incurren en las violaciones de delitos informáticos.

El licenciado Nilson Pichardo, presidente de la organización, expresó su temor de que retornen las acciones violentas contra quienes porten teléfonos móviles a los que se atribuya algún valor.

“La muerte de un suboficial de la Policía en Los Guandules para robarle un celular Black Berry puede ser una señal de lo que viene luego que a los delincuentes se les dejara a campo abierto”, comentó el pequeño empresario y abogado.

El presidente de Aduticel recordó que la Fiscalía, la Policía y el Instituto Dominicano de las Telecomunicaciones (Indotel) coordinaron acciones que permitieron “parar en seco” los casos como el de una joven de Santiago que para quitarle su celular fue asesinada en la misma puerta de su casa.Varguita260

Pichardo, abogado de profesión, se hizo eco de las dificultades que atribuye al Departamento de Crimenes y Delitos de Alta Tecnogía (Dicat) por la falta de recursos técnicos y económicos.

El presidente de Aduticel destacó los esfuerzos que realiza Licurgo Yunes, el titular del Dicat, para enfrentar los múltiples casos que le presentan los usuarios de manera directa o por vía del Indotel.

En su opinión, el momento es de sumo cuidado para quienes tienen tiendas de celulares porque “de un momento a otro” pueden retornar otras formas de esos delitos.

¿Cerraron el Indotel?

Pichardo aseguró que el Indotel fue virtualmente “cerrado” a los fines de realizar o apoyar las investigaciones que conducirían a la ubicación del origen de la delincuencia en el área de la informática aplicada a los celulares.

De acuerdo a su forma de ver, “el Indotel al parecer está descapitalizado, por lo que después de que saliera de su dirección el doctor José Rafael Vargas prácticamente nada se hace allí”.