Hallan el cuerpo sin vida del cooperante italiano que secuestraron en Gaza

El cuerpo del cooperante italiano secuestrado en Gaza ha sido hallado en una casa abandonada de la franja, ha declarado una fuente de los servicios de seguridad de Hamás a la agencia Reuters. Un grupo islamista radical había anunciado unas horas antes el secuestro de Vittorio Arrigoni, de 36 años y miembro del Movimiento de Solidaridad Internacional, una ONG propalestina, y había asegurado que lo asesinaría hoy si el Gobierno de Hamás no liberaba a varios detenidos, entre ellos su líder, Abu Al Waleed Al Maqdisi. El grupo colgó unas imágenes colgadas en YouTube en las que se ve al ciudadano italiano, con los ojos vendados y las manos aparentemente atadas a la espalda, y un texto sobreimpreso.

El grupo secuestrador no se identifica en el vídeo, pero se alinea con la corriente del extremismo salafista y Hamás asegura que está vinculado con Al Qaeda. Acusa a Arrigoni de difundir «vicios occidentales», al Gobierno italiano de combatir a los musulmanes y a Hamás, el grupo islamista que domina Gaza, de oponerse a la sharia, la ley religiosa musulmana.

Según Reuters, dos sospechosos han sido detenidos por el crimen, y las fuerzas de seguridad de Hamás buscan a otros dos. El secuestro ha sido el primero en la franja desde 2007, cuando el periodista de la BBC Alan Johnston permaneció cuatro meses bajo el cautiverio del grupo radical Ejército del Islam.

En Italia, la noticia abrió ayer por la tarde todas las webs y telediarios. Arrigoni era un cooperante y activista por los derechos humanos que colaboraba con varios medios italianos informando desde Gaza, adonde llegó en 2008 coincidiendo con la operación israelí Plomo Fundido. Fue enviado especial del diario comunista Il Manifesto y tenía un blog en el que contaba la situación en la franja y que se convirtió en un libro titulado Restiamo umani (Sigamos siendo humanos).

El vídeo de los secuestradores y la página de Facebook de Arrigoni han recibido miles de visitas con mensajes de apoyo. Aunque no era periodista profesional, Vittorio Arrigoni se había hecho célebre en Italia por sus crónicas del ataque del Ejército israelí contra los civiles palestinos.

Italia tiene en este momento a otra de sus ciudadanas secuestrada. Se trata de Sandra Mariani, una voluntaria toscana que fue supuestamente capturada en el Magreb por Al Qaeda, y de la cual no se tienen noticias desde el pasado 18 de febrero.