Piden apresar a dos policías acusados de matar a palos hombre en Villa Mella

SANTO DOMINGO, 14 de mayo 2011-. Las torturas, maltratos y violencia no se detienen por manos de miembros de la Policía Nacional así lo expresaron los familiares de Fraklin Ismael Guerra, quien fue asesinado a palos supuestamente por una patrulla de la Policía Nacional. El padre del occiso, el señor Francisco Guerra, acusó de la muerte de su hijo a los cabos de la Policía Nacional, Lázaro Aquino Román y a José Ramón Martínez.

Los familiares denunciaron que su pariente fue torturado, de manera cruel y brutal, el día 11 del mes de abril en horas de la madrugada en el sector Barrio Nuevo, de Villa Mella, del municipio Santo Domingo Norte y que los policías se mantienen en libertad por que ni la Policía ni el ministerio público de la provincia Santo Domingo han hecho nada al respecto.

El señor Francisco Guerrera y otros familiares del hombre malogra a palos, hicieron la denuncia al participar en un reportaje de forma y de fondo dado a conocer en el programa de investigación policial y judicial “Tras las Huellas”, que conducen los periodistas José Cuevas y Celina Suriel y que se transmite en vivo todos los viernes de 8:00 a 9:00 de la noche por los canales Santo Domingo TV por el sistema de cable y 69 de UHF.

Desesperado los familiares del torturado hombre de 37 años de edad no se resisten a creer los resultados de la autopsia revelada por el Instituto Nacional de Patología Forense organismo adscrito al ministerio de Salud Pública y Asistencia Social, que certifica que la muerte de su pariente fue a causa de un infarto y no de los palos que recibió de los miembros de la policía.

Según estas personas, el cuerpo sin vida fue dejado en un parque de Villa Mella, luego, torturarlo, macharlo y asesinarlo vilmente.

Denunciaron que los policías Lázaro Aquino Ramón y José Román Martínez, tienen en zozobra a moradores de Villa Mella, y una muestra es, el asesinato ocasionado a Franklin Ismael Guerra.

Aseguraron que los miembros de la patrulla policial despojaron a Ismael Guerra de una suma de 20 mil pesos.

Además acusan a fiscal ajunto Nelson Beltré, de Villa Mella, de estar confabulado con los miembros de la policía.

Revelaron que los dos policías pertenecen a la dotación policial ubicada en el sector los guarícanos de Villa Mella y lo peor del caso es que tanto Lázaro Aquino Ramón y José Román Martínez andan por las calles contentos y sonantes como si no hubiera pasado nada.

“Le Solicitamos El procurador general de la República, Radhames Jiménez Peña, al procurador fiscal de la provincia Santo Domingo, Perfecto Acosta y el jefe de la Policía Nacional, mayor general, José Armando Polanco Gómez tiene que tomar carta en el asunto”, expresaron impotente los familiares de Franflin Ismael Guerra, quienen esperan justicia por esa muerte.